Giulio Caccialanza

 
“Amaos intensamente unos a otros con corazón puro” (1Pe 1, 22)

Giulio_CaccialanzaFocolarino nacido en 1939 en Piacenza (Italia), fue corresponsable del Movimiento de los Focolares en España desde 1978 y hasta 1997; años de concreción y desarrollo del Movimiento en nuestro país. Muchos son los que le recuerdan agradecidos por su cercanía y sus obras concretas. Colaboró, junto a otros, en el desarrollo del Centro Mariápolis Loreto primero, y después en el Centro Mariápolis Luminosa, sin olvidar el trabajo y consolidación de la Editorial Ciudad Nueva y el acompañamiento a un gran número de personas.

Falleció el pasado 1 de septiembre en Grottaferrata (Roma).

Con 19 años descubre que puede “¡encarnar el Evangelio en la vida de cada día!”, como él mismo diría al referirse al Movimiento de los Focolares. Cuatro años más tarde, comienza la Escuela de Formación de los Focolarinos, fascinado por la posibilidad de “ser contemplativos en el mundo”.

Su total donación a Dios le llevó a vivir en Italia, España, Portugal y Estados Unidos, contribuyendo a la difusión y crecimiento del Movimiento de los Focolares. Muchos escriben que a lo largo de estos años, han experimentado sin descanso su amor y capacidad de acompañar a las personas con “sabiduría, continuidad, paternidad, desapego, humildad, alegría, discreción”. Y no son menos los que destacan “su serenidad, que infunde confianza y encanto por el Ideal”.

Reflejo de la Palabra que intentó hacer vida -“Amaos intensamente unos a otros con corazón puro” (1Pe 1, 22)[1]-, es también este recuerdo de muchos: “De Giulio aprendí a salir de casa bien vestido de espíritu con la Palabra de Vida. Igual que uno come cada día, debe fundirse también con la Palabra”.

Todos destacan también su sentido del humor, su disponibilidad, su amor concreto y constante a través del  paso de los años,… su ser amigo, hermano, padre. “Me repito a menudo que me hago santo si santifico el focolar” o como escribía en una carta a la actual Presidente de los Focolares:En la medida en que trato de vivir con Jesús en medio en mi focolar siento que tengo la luz para poder escuchar y aconsejar bien a las personas. Tengo siempre  presente lo que decía Chiara para los coloquios: escuchar con amor hasta el fondo sin preparar la respuesta. Después, al final, viene con sorpresa la iluminación del Espíritu Santo. Y cada vez constato que es real”.

luminosa_2_peq
Giulio en el centro, acompañado por Margarita Bavosi, Luminosa, y el Padre Manuel Morales

Muchos son los que en España recuerdan agradecidos los años que vivió en nuestras tierras y la relación que aún hoy se mantenía intacta, ya que” Giulio se encargaba de mantenerla y mejorarla”.

La eucaristía corpore insepulto se celebra el 6 de septiembre en la Catedral de Frascati a las 15 h.

El 8 de septiembre a las 20 h. en el CM Luminosa tendrá lugar un funeral por el eterno descanso de su alma y para dar gracias a Dios por su presencia entre nosotros.


[1] Era costumbre entre los miembros de los Focolares el pedir a su fundadora, Chiara Lubich, una frase del Evangelio para hacerla vida de forma especial. Igualmente, cada mes, los focolares viven al tiempo una Palabra de Vida.

Normas(500)