Crisis & esperanza. La Comisión de Finanzas de Roma

La gran crisis financiera y económica estallada en el 2008 ha tenido serias consecuencias para las empresas, familias, asociaciones, que todavía hoy están a la vista de todos. Si bien la situación no presenta muchas salidas, como toda crisis, la que está en acto ha sacudido las conciencias, y junto a la desesperación y la expectativa, está suscitando ideas para crear nuevas posibilidades.

De dicha situación se dio cuenta un grupo de trabajadores del mundo bancario y financiero de Roma: Daria, Domenico, Paola, Rosapina, Sandro, Gabriele, Assunta.  Todos comparten una larga amistad, la profesionalidad, pero sobre todo creen que los valores del Evangelio pueden ser vividos en el banco en el correo, en el seguro, en los servicios de crédito, en suma en sus ambientes de trabajo. Con el estallido de la crisis a cada uno de ellos le llegó una petición de ayuda, para renegociar un crédito, para interpretar un documento bancario, para ejecutar una inversión con más cautela.

Con el tiempo, el grupo se puso un nombre, «Comisión Finanzas”, uniéndose al Movimiento Humanidad Nueva de los Focolares, presente en Roma: las reuniones se convirtieron en una posibilidad para compartir varias experiencias con la posibilidad de intercambiar ideas sobre la problemática y sobre la crisis de conciencia que cotidianamente cada miembro del grupo se veía llamado a afrontar, dando un nuevo sentido al compromiso profesional de cada uno en un ambiente algunas veces difícil.

A partir de este diálogo nació, hace algunos años, un fruto significativo: es el Boletín informativo “Ahorro&Finanzas”, cuya finalidad es precisamente poner a disposición de los ciudadanos la “profesionalidad” en el campo económico y financiero como un patrimonio para hacer circular y sobre todo para poder ayudar a quien está menos preparado para afrontar estas problemáticas.

Cada boletín ofrece un panorama sobre la actualidad financiera sin tecnicismos; propone un análisis a partir de la Doctrina Social de la Iglesia; anuncia las novedades del mercado y en materia de productos financieros; «Pero antes que nada el boletín es una ocasión de diálogo mediante una dirección de correo electrónico. A partir de este trabajo nos damos cuenta de que compartir los problemas o las decisiones de acción es fundamental, porque a menudo en nuestro trabajo se pierde el sentido del “bien común” en lo que nos piden que hagamos».

La amplia difusión de cada número a través de Internet y de las redes sociales ha permitido ampliar esta experiencia compartiéndola también con otros empleados del sector presentes en varias regiones de Italia: «Estamos creando una red de la que emerge cada vez más fuerte la exigencia de experimentar una relación auténtica, donde la comunión es un método de trabajo, que acoge al otro con todas sus problemáticas, haciéndonos encontrar después las soluciones más apropiadas».

Es un ejemplo lo que cuentan Giovanna y Carlo de Roma: «Gracias a esta red hemos ayudado en estos años a varias personas que tenían necesidad, a través de microcréditos sin intereses, que siempre fueron restituidos. Lo bello es que cuando fuimos nosotros quienes tuvimos necesidad nos ofrecieron la suma que nos faltaba: eran 20.000 euros que devolvimos con toda tranquilidad y  ahorrándonos el tiempo y la burocracia que comporta el tener que ir a un banco. En nuestra medida, podemos asegurarles que el “den y se les dará” del Evangelio es verdadero y que la providencia no se hace esperar».

1 Comment

  • The financial crisis for families is wide spread all over the world.If the crisis has to be felt as the crisis of the human family. The crisis can be overcome with the spirit of family concern united under cooperative initiative from local to global level.

    We initiated in the year 2009 a family development cooperative thrift and credit society (FAMCO) with 3000 families from 3 states. Now 4000 families are involved to protect and develop themselves.

    The Focolare Movement is the most suitable instrument to promote such initiatives for greater unity among all the people of the world.

    We are happy to share the model.

    United in love,
    Fr. A.S.Antonisamy, Pondicherry,(India)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *