Diálogo y legalidad: María Voce en Italia del Sur

«Es emblemático que una ciudad reconozca como símbolo de paz a  una mujer de profunda fe como Chiara Lubich y que 10 años después, un gobierno de otro partido político valore su herencia”. El nuevo obispo de Capua, Salvatore Visco,  saludó de esta manera a la multitud presente en el teatro Garibaldi en S. María Capua Vetere (cerca de Nápoles) reunida para el evento “Chiara Lubich mujer del diálogo».

«A partir de vuestra ciudad se puede cambiar el mundo, porque los hechos que ustedes relataron demuestran la profunda transformación ocurrida en muchos de ustedes». Esta es la convicción de María Voce, presidente de los Focolares, al dirigirse a los jóvenes y a su compromiso concreto contra la ilegalidad y otras llagas sociales, a favor de la protección del medio ambiente, y su deseo de asumir en primera persona la responsabilidad de su propia ciudad.

«No es un diálogo abstracto entre personas o religiones- aclara María Voce-, sino que es un diálogo que tiene la capacidad de perdonar, porque somos hermanos e hijos del mismo Dios». Es muy aguda la reflexión del filósofo Aldo Masullo, quien define el diálogo como «el camino para superar la desesperación de la soledad, porque la guerra nace a partir de la desesperación, mientras que la paz se basa en la confianza que tiene como raíz la veracidad»

Nasser Hidouri, Imán de la Mezquita de San Marcellino (en Caserta) atestiguó que la vida nace del «no tenerle miedo a las diferencias» y del «no dejarse condicionar por los problemas que crea la minoría violenta», siendo conscientes de que «las preguntas que hoy no tienen respuesta, la encontrarán mañana a través de nuestros hijos»

Alberta Levi Temin, de 90 años y miembro de la Asociación “Amistad Judío-Cristiana”, sobreviviente de la persecución nacista ocurrida en el gueto de Roma cuando era una niña, ve a la humanidad “como una pirámide de múltiples caras en su base, constituida por religiones, pueblos, culturas que conducen al vértice, Dios, el cual se encuentra a la misma distancia de cada uno”.

Luego del testimonio de Antonio Casale, director del “Centro Fernándes” que se ocupa de recibir a los inmigrantes, sobre todo a los que proceden de África sub-sahariana, dijo: “Más importante que las camas, las comidas, las medicinas que proporcionamos, es el compromiso de devolver a cada uno su propia dignidad”.

En la problemática situación económica y social de la región, resuena el eco positivo de la voz del empresario antiextorsión Antonio Diana, cuyo padre fue asesinado por la camorra: “Se puede formar una empresa sin amoldarse a las normas de la corrupción ni aceptar chantajes”, dispuestos incluso a pagar con la propia vida. Una velada que mostró los frutos de un diálogo abierto a 360 grados, y que transmitió a los participantes, la esperanza de que un futuro mejor depende de la contribución que cada uno ofrezca en el momento presente.

 El domingo 24 de noviembre, Nápoles recibió más de 2000 personas de la comunidad de los Focolares, procedentes de la zona de Campania, Puglia, Basilicata, con representantes también de Albania. Empezaron con el saludo y agradecimiento del alcalde de Nápoles, Luigi de Magistris. Seguidamente tuvo lugar un diálogo abierto con María Voce y el copresidente Giancarlo Faletti. El tema era el compromiso y la responsabilidad civil y política, elecciones que se deben realizar en momentos cruciales en la juventud, como por ejemplo enfrentar los dolores y las dificultades de la vida, la formación de las nuevas generaciones, el impulso y las perspectivas del Movimiento que se pone al servicio de la humanidad para contribuir a la realización del “Que todos sean uno”

El 25 de noviembre, en Capua, María Voce presentó la Lectio Magistralis  sobre “Jesús Abandonado, luz para la Teología” inaugurando así el Año Académico del Instituto Superior de Ciencias Religiosas “San Roberto Belarmino”, con la presencia de Obispos de varias diócesis de Campania.

No comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *