ChiaraLubich
Oración de intercesión

Testigo de fe y de amor – En la Iglesia católica existe la costumbre de presentar a los fieles, como modelo de vida cristiana, personas que se han distinguido por un especial testimonio de fe y de amor a Dios y a todos. Esto acontece después de un proceso canónico de verificación, que analiza también el patrimonio de vida, de pensamiento y de acción de la persona, y que se puede empezar sólo cinco años después de la muerte.

En estos años, pensando en Chiara Lubich (1920-2008) y en su legado, personas comunes y autoridades – aún en la diversidad de las respectivas visiones – han expresado el auspicio que se pudiera realizar todo esto también en su caso. Un reconocimiento finalizado a animar a muchos a un mayor compromiso moral y espiritual para el bien de la humanidad. Un estímulo para hacer propio el deseo, repetidamente expresado por Chiara, de santificarse juntos, para proponer a la Iglesia, además de la santidad de un individuo, la del pueblo. Con este espíritu, la presidente de los Focolares, María Voce, el 7 de diciembre de 2013 anunció la decisión de pedir la apertura de la causa de beatificación de Chiara Lubich.

 Un año después, una vez cumplidos los actos canónicos previstos para dar inicio a la causa, el obispo de Frascati, Mons. Raffaello Martinelli, fijó para el día 27 de enero de 2015 la fecha de la Apertura solemne de la “Causa de beatificación y canonización de la Sierva de Dios Chiara Lubich”. Con una carta al Movimiento de los Focolares la presidente María Voce comunicó con intensa alegría la apertura de la causa, e invitó a todos los que viven la espiritualidad de la unidad a ser un «testimonio vivo» de lo que Chiara vivió, anunció y compartió con tantos, en el compromiso común de «hacerse santos juntos».

20150127_carismendespx5a2715_1024x768La ceremonia de apertura, llamada Prima Sessio, tuvo lugar en la catedral de Frascati; a las 4 de la tarde, empezando con el rezo de las Vísperas. Se dio lectura del Decreto de introducción de la Causa y del Rescripto de Nihil obstat de la Santa Sede, seguidamente el tribunal nombrado por el Obispo tomo posesión; luego de los juramentos del Obispo, de los miembros del tribunal y de los de la postulación.

La ceremonia se transmitió en directo por internet para permitir la participación de todos aquellos que no pudieron estar presentes. El hecho suscitó un gran interés y la participación de pueblo y de personalidades religiosas, representantes institucionales y del mundo académico, como signo de los frutos y de la repercusión de la vida de Chiara Lubich a nivel mundial. El 18 de marzo de 2008, las personas que acudieron a sus funerales, celebrados en la Basílica Papal de San Pablo Extramuros, eran decenas de millares. En su mensaje Benedicto XVI definió a Chiara, entre otras cosas, como una “Mujer de fe intrépida, humilde mensajera de esperanza y de paz”.

 El hecho de que su testimonio sigue siendo de luz, lo atestigua el constante flujo de personas a los lugares donde vivió y donde ahora descansa, a lo largo de los 6 años transcurridos desde su muerte: más de 120.000 personas de varios continentes y tradiciones religiosas, cardenales y obispos, académicos, políticos, familias y jóvenes, miembros de asociaciones y Movimientos, personas de culturas no religiosas, niños y adolescentes, adultos en búsqueda de esperanza.

 La que nutrió su vida fue una idea de santidad arraigada al Evangelio. Chiara escribió: «Nosotros encontramos la santidad en Jesús, que florece en nosotros porque amamos… Si buscáramos la santidad por sí misma, nunca la alcanzaríamos. Amar, por lo tanto, y nada más. Perderlo todo, también el apego a la santidad, para aspirar sólo a amar». Llegaremos a ser santos, explicaba, «si como base de nuestra santidad (ante omnia, también antes de la santidad) ponemos la mutua caridad: Jesús entre nosotros como premisa o principio, como medio para santificarnos y como fin».

Perfil de Chiara Lubich y la oración de intercesión


Modalidad para las DONACIONES

Es posible hacer un depósito a la cuenta corriente

A nombre del : COMITATO POSTULAZIONE CHIARA (SILVIA) LUBICH

c/c bancaria n. 000103229501 presso

Banca Unicredit – Sucursal de Frascati

código IBAN: IT 30 P 02008 39102 000103229501

código SWIFT/BIC: UNCRITM1D58


Live streaming

Para informaciones, solicitudes y comunicaciones dirigirse a:

Movimiento de los Focolares – Postulación Chiara (Silvia) Lubich

Via Frascati, 306 – 00040 Rocca di Papa (RM) – Italia

Email: postulazionechiaralubich@focolare.org

Tel. (+39) 06 – 94798139

Fotogalería

Artículos

Chiara Lubich: santidad de pueblo

Chiara Lubich: santidad de pueblo

Un año después de la apertura de la Causa de Beatificación de Chiara Lubich, publicamos un fragmento de una intervención suya en Loppiano, el 14 de mayo de 1987.

[leer más]

Chiara Lubich y la familia

Chiara Lubich y la familia

Laura Badaracchi, del periódico “Avvenire”, entrevistó a los cónyuges Anna y Alberto Friso, quienes colaboraron durante muchos años con Chiara Lubich, para el mundo de la familia.

[leer más]