Sharing with Africa, en el corazón de la Semana Mundo Unido

Ubuntu: yo soy porque nosotros somos. Es sobre este concepto fundamental para tantas culturas africanas que se basa el proyecto Sharing with Africa. Del 27 de abril al 4 de mayo se reunieron en Nairobi un centenar de jóvenes de 29 naciones. Pero más precisamente, ¿qué es el Ubuntu? El profesor Justus Mbae, decano de la Universidad Católica de África del Este, lo explicó en un diálogo sin límite de tiempo: «Cada situación o cosa que se refiere a mí está después de la comunidad, porque el individuo es parte de ella y es mediante la relación con las otras personas que la componen que él se vuelve persona».

En la ciudadela de los Focolares, en Kenia, en Sharing with Africa, los jóvenes también intercambian proyectos e historias para responder a los desafíos de sus países. Sorprenden la creatividad y el compromiso, capaces de interpelar también a las instituciones públicas y privadas.

Su manifiesto se inspira en un discurso de Chiara Lubich, fundadora de los Focolares, quien sugiere los pasos para cambiar la propia ciudad: elegir amigos con quienes compartir un proyecto, preferir a los últimos y socorrerlos en sus necesidades y pedir con fe a Dios lo que falta. Así se ponen las bases de una ciudad nueva y se amplía el propio punto de vista al mundo.

Benedicto es un joven enfermero del hospital de Iringa (Tanzania). En su país, la sangre es realmente un don precioso. Su ordinaria carestía en las estructuras públicas es una de las causas de mortalidad. Un día en el reparto de maternidad se mandan de regreso a sus casas a muchas mamás: en el laboratorio no hay ninguna bolsa de sangre. Benedicto lo cuenta a los jóvenes de los Focolares con quienes desde hace tiempo comparte un camino espiritual y de atención a las necesidades de los últimos. La solución llega precisamente de su grupo. ¿Por qué no proponer una campaña pública de donación de sangre? «Es verdad que en nuestro país tenemos pocas cosas para compartir, la miseria a veces es aplastante. Pero todos tenemos sangre, está dentro de nosotros». Así hacen una carta de solicitud y en pocas horas se recogen 22 bolsas. El jefe del laboratorio confiesa que nunca había visto tanta generosidad. Era el 2010. En los últimos 4 años la iniciativa se ha multiplicado al punto de llegar a ser una referencia oficial para las instituciones sanitarias del país. En enero los jóvenes de la Ruaha University de Iringa y los del instituto islámico de Dar el Salaam se convirtieron en donadores voluntarios.

Éste es sólo uno de los 800 “fragmentos de fraternidad”, recogidos del 2012 a hoy. Los llaman así para subrayar que aunque sean pequeños, son acciones que pueden generar cambio y novedad. El resto se encuentra en el Altas de la Fraternidad, que es la novedad de esta 17° edición de la Semana Mundo Unido, la cita anual en la que se presenta a las instituciones internacionales las iniciativas que hacen posible la fraternidad entre los hombres. La apertura oficial desde Nairobi el 1° de mayo, transmitió 20 minutos de live streaming, que pusieron en conexión al mundo entero con Sharing with Africa.

María Voce, presidente de los Focolares, en su mensaje de saludo los felicitó por la “tenaz valentía” con la que han trabajado en el proyecto y en el Atlas, “sumergidos en los complejos acontecimientos del mundo contemporáneo”, conscientes de que se trabaja en un “enorme proyecto, pues se trata del ‘sueño de un Dios’, como Chiara Lubich amaba definirlo. Y esto es también una garantía. La fraternidad universal no es una utopía, todo lo contrario: es el fatigoso camino de la humanidad y una perspectiva indetenible”.   El objetivo de este nuevo año será involucrar a las delegaciones nacionales de la UNESCO para que reconozcan oficialmente la Semana Mundo Unido por el aporte ofrecido a la unidad de la familia humana.

A todos los Jóvenes por un Mundo Unido: ¡buen trabajo!

1 Comment

  • Estupendo projeto! Também procuro envolver-me cada vez mais convosco nele. Rezemos ao Espírito Santo para que o acelere contando com as nossas mentes, vontade e mãos.Coragem e contem comigo.

    • Deja una respuesta

      Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *